Viernes, 24 de abril de 2009

Grandes estafadores: Joseph Weil "yellow kid"


Los estafadores son una "raza" de hombres y mujeres que tienen una habilidad especial para buscar a un "primo" al que sacarle "los cuartos".

Hay estafadores de "poca monta" y estafadores "geniales".

Antes de seguir me gustaría que vierais un fragmento de la película "El golpe", interpretada por esos dos "monstruos" del cine, y que va a servir de introducción a la historia que quiero contaros hoy.



Aquellos que no hayan visto la película, les diré que va sobre dos estafadores que pretenden dar un gran golpe.

Este fragmento es ese gran golpe.

Si bien, casi todo el mundo a oído hablar de la película e incuso la ha visto en más de una ocasión, yo soy uno de ellos, lo que muy pocos saben es que está basada en un personaje real.

Joseph Well, apodado "yellow Kid", apodo que le dieron un un personaje cómico que aparecía en el New York World.

Joseph fue el creador del timo del telegrama, que es el que se representa en "El golpe".

Al inicio del siglo XX las apuestas eran legales en Estados Unidos y se podían realizar en cualqueir sitio, incluso en los llamados billares.

A estos locales llegaban los telegramas en los que se informaba de los caballos ganadores.

La compañía de telegramas era la Western Union, y el timo consistía en hacer creer a alguién que se tenía un contacto en esta compañia que podría hacer retrasar la entrega de los telegramas unos minutos, mientras le decía que iba a ser el ganador, por lo que habría tiempo suficiente para realizar una apuesta millonaria.

Weil lo organizó todo, hasta el más mínimo detalle, alquiló un local, lo decoró como uan casa de apuesta, contrató a varios timadores y a un montón de actores a los que le dijo que iban al casting de una nueva obra de teatro.

Todo le salió como habían planeado, el mensaje informando de el ganador de la carrera llegó antes que el telegrama, se le comunica al "primo" que intenta hacer la apuesta, pero algo se interpone entre él y la ventanilla de apuestas, por lo que no llega a tiempo.

El timo ya se había puesto en marcha, sin embargo, todavía no se había consegido el dinero... ¿Como lo hacían?

Weil, le informaba que el "contacto" de la Wester Union exigía su parte, que el intermediario también la exigía y que por supuesto él mismo, también quería cobrar, si por su "incompetencia" no había podido llegar a realizar la apuesta, era un problema suyo, pero todos los gastos que había ocasionado tenía que subsanarlos.

La victima acababa pagando tres veces más de lo que pensaba apostar.

A pesar de ello, la pregunta del primo siempre era la misma: ¿Podemos volver a intentarlo?

Amigos y amigas, pasad buen fin de semana y tened cuidado.

Os espero en mi próximo artículo.

Comentarios
Añadir comentario

  • Autor: Invitado
  • Fecha: Mi?rcoles, 01 de septiembre de 2010
  • Hora: 23:09

No entendi una puta madre


  • Autor: Invitado
  • Fecha: Viernes, 15 de octubre de 2010
  • Hora: 3:17

Sera por que estas tarado... o eres el "primo"


  • Autor: Invitado
  • Fecha: Lunes, 17 de enero de 2011
  • Hora: 2:22

Je, buen timo.


Wikio – Top Blogs